• Las autoridades junto a vecinos realizaron un recorrido por el sector Baquedano conociendo su realidad y las proyecciones existentes.
Crédito fotografía: 
Lautaro Carmona
Con la participación activa de la comunidad del sector se comenzó a trabajar, de manera decidida en el Plan Maestro que permitirá darle un nuevo rostro urbanístico, conciliando lo residencial con industrial.

Los efectos traumáticos para los habitantes de la región de aquella fatídica noche del 16 de septiembre de hace poco más de dos años, aún están latentes, en especial para los pobladores del sector Baquedano en Coquimbo.

Las heridas no cicatrizan y lo mismo ocurre con lo estructural ya que viviendas y negocios, con pérdidas totales, en muchos casos. Muchas familia emigraron, pero otras, la mayoría, prefiere quedar en el lugar porque “hemos vivido aquí por generaciones y no podemos abandonar nuestras casas”:

La dirigenta Betty Santander señala que desde hace dos años están realizando gestiones para la recuperación del emblemático lugar y, felizmente, han tenido buena respuesta para llevar a cabo un proyecto integral e inclusivo que le otorgue un nuevo un rostro a todo el perímetro.

270 familias forman parte del sector a intervenir

En ello coincide, también, Carmen Bugueño Flores, dirigenta vecinal, agregando que el sector tiene diferentes características porque integra lo residencial con lo industrial, debido a la serie de locales comerciales, en especial talleres mecánicos, ferretería y otros que le dan vida.

Un compromiso

El gobierno, asumiendo el compromiso contraído para sacar adelante a la Avenida Baquedano y su entorno se encuentra elaborando un estudio denominado “Plan Maestro Regeneración de Barrio Baquedano, Coquimbo”, encargado a una consultora que, desde hace varios meses trabaja en terreno.

Sin embargo, se requiere de la efectiva participación de los vecinos para formular sugerencias y contribuir en el desarrollo de este programa que busca la recuperación de conjuntos de viviendas sociales, sumado a obras viales, áreas verdes y equipamiento insuficiente o deteriorado.

Junto con ello se pretende el fortalecimiento de las organizaciones comunitarias debilitadas y deficientes.

Se reconoce que este amplio radio poblacional se encuentra en un estado de obsolescencia y degrado, sumado ello a los efectos de terremotos y tsunamis que han dejado en evidencia su estado de vulnerabilidad  de riesgo frente a futuros eventos similares.

Inicio del plan

El seremi del Ministerio de la Vivienda y Urbanismo, Hernán Pizarro Pino, manifestó, en el inicio del programa, que con esto se está dando cumplimiento al compromiso contraído por el presidente Sebastián Piñera, en un trabajo conjunto con la intendenta Lucía Pinto.

“Este plan pretendemos llevarlo adelante junto a la comunidad, con acciones y obras destinadas a generar este Plan Maestro de Regeneración que hoy se pone en marcha con la participación de los propios vecinos y con la finalidad de dar respuesta a las problemáticas que se han recogido en terreno, partiendo por la construcción o reconstrucción de viviendas”.

“Este plan pretendemos llevarlo adelante junto a la comunidad, con acciones y obras destinadas a generar este Plan Maestro de Regeneración que hoy se pone en marcha”, Hernán Pizarro Pino, Seremi de la Vivienda

El plazo para generar este estudio es de 10 meses a contar de diciembre del año pasado.

Recordó que el Ministerio de la Vivienda y Urbanismo realizó en 2016 un llamado especial de reconstrucción con la finalidad de otorgar subsidios habitacionales regulados por decreto a los afectos. Fueron 90 familias las que, voluntariamente, decidieron sumarse a este proceso y se relocalizaron en otros sectores de la comuna.

La propuesta

En la oportunidad el consultor y jefe del proyecto, Rodrigo Tapia hizo la presentación del mencionado estudio, señalando que Baquedano es uno de los seis barrios en Chile en que se está trabajando para regenerar barrios históricos.

En las ciudades en que se está aplicando similar programa figura el sector de Muelle Barón, en Valparaíso, el barrio Franklin, en Santiago y en Valdivia en el Calle Calle y  Calama, en el norte, entre otras.

“Queremos transformar Baquedano en un  barrio moderno, del futuro, inteligente y sostenible que potencie las distintas actividades y sobre todo, el turismo. Que sea la puerta de entrada al puerto con propuestas de valor. Tenemos que ver como conjugamos aquí el riesgo de vivir acá ante el riesgo de un posible tsunami, con dos de ellos que han ocurrido en el último. Eso es lo que tenemos que considerar con mayor prioridad, el tema de las viviendas”

Se consulta un edificio de integración social, en terreno expropiado por Serviu, donde se consideran en el primer piso locales comerciales y a partir del segundo, departamentos.

Se plantea, además, que el edificio de la ex Fundación Teletón que funcionaba en el lugar pueda ser reacondicionado como centro comunitario.

El trabajo en conjunto con los vecinos para analizar y considerar las propuestas del Plan Maestro se espera finalizar en septiembre próximo.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

Radio elDía

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X