Crédito fotografía: 
Guillermo Alday
Por 13 votos a favor y 3 en contra, pese a las protestas de agrupaciones sociales y ambientalistas.

El Plano Regulador Intercomunal (PRI) de la provincia del Elqui fue aprobado finalmente este jueves por los integrantes del Consejo Regional.

Por 13 votos a favor y 3 en contra, los consejeros regionales respaldaron este instrumento de planificación territorial que permitirá regular el crecimiento demográfico y económico que ha presentado en las últimas décadas el territorio provincial, generando nuevas demandas de uso de suelos disponibles.

El proceso de elaboración partió el 2012 e ingresó por primera vez para aprobación del Gobierno Regional el año 2014, iniciando luego un proceso de observaciones por parte de la Contraloría General de la República y sus respectivas correcciones, siendo aprobada por el Consejo Regional para este último envío en febrero de este 2018.

Este hecho no ha estado fuera de algunas críticas sobre todo de agrupaciones sociales y ambientales, quienes consideran que esta decisión fue tomada sin la necesaria participación ciudadana.

Por esta razón, cerca de 30 personas llegaron este jueves hasta el frontis de la Intendencia Regional, para mostrar su descontento ante este instrumento, ya que consideran que será un impulso a proyectos como el corredor bioceánico, en el Valle del Elqui, y el desarrollo de proyectos portuarios como Cruz Grande o Dominga, en la comuna de La Higuera.

Una de ellas fue Nancy Duman, Vocera de Defensa Ambiental, quien señaló que aquí se ignoró un trabajo de 5 años con las comunidades.

"Nosotros sabíamos que el resultado de la votación iba a ser así, ya que es la 4° oportunidad que se aprueba. Sabemos la importancia de un Plano Regulador Intercomunal, pero estamos contra este PRI, porque en esta instancia no recoge las recomendaciones elaboradas por la propia comunidad, se desconoce la memoria explicativa que sugiere los usos del borde costero y se está ignorando un trabajo de 5 años de un proceso altamente participativo, cambiándolo por el actual, dónde no existió la participación oportuna de las comunidades y se dejó de lado sus opiniones", enfatizó.

OPINIONES DIVERSAS

Pese a ser mayoritaria la votación a favor del Plano Regulador Intercomunal, algunos Cores mostraron su descontento con la decisión, entre ellos Carlos Galleguilos (PS), Javier Vega (PC) y Juan Carlos Codoceo (PPD).

En ese sentido, en Consejero Carlos Galleguillos entregó su voto en contra, ya que consideró que en ningún momento se tomó en cuenta la participación ciudadana en este proceso.

"Durante todos estos años se invirtió una suma importante de dinero para generar instancias de participación ciudadana, lamentablemente durante este periodo eso no ha existido y se ha impulsado un instrumento sin conocer que piensan los ciudadanos. Considero que no es oportuno aprobar algo tan relevante como el Plano Regulador Intercomunal, sin saber con certeza la opinión de la población y de quienes se van a ver directamente comprometidos con esta iniciativa, por eso fue mi voto en contra", indicó.

En la misma línea, el Consejero Javier Vega, puntualizó que este nuevo Plano Regulador Intercomunal, perjudicará algunos sectores rurales de la comuna y sobre todo a sus habitantes.

"Yo escuché la voz de las agrupaciones, sobre su preocupación por el tema medioambiental, pero no sólo eso, ya que este Plano Regulador Intercomunal pone a las zonas rurales en sacrificio para el desarrollo de las ciudades, dejando de lado la opinión de las propias comunidades involucradas, quienes deben formar parte de este proceso y en este caso no fueron escuchadas", agregó.

Sin embargo, pese a los 3 votos en contra, este instrumento fue aprobado por una mayoría con 13 votos. Una de quienes votó a favor fue la presidenta del Core, Adriana Peñafiel, quien señaló que es de suma importancia contar con una regulación territorial.

"Esto entrega una certeza normativa respecto de la normativa territorial. Es un marco regulatorio que va a permitir una conexión intercomunal para el desarrollo de ciertas zonas, como la ampliación de algunos sectores rurales a áreas urbanas, entonces es una determinación clara y precisa en torno al uso del suelo. Aquí se tomó una determinación en base a las observaciones de Contraloría y no se está decidiendo por el futuro de ningún proyecto, para ello existen otras instancias, así que también llamo a informarse mejor", puntualizó.

Finalmente el Consejero Marcelo Castagneto, señaló que se debe acatar la normativa, sobre todo en relación a cuales son áreas protegidas.

"Mientras no exista un decreto o una Ley que regularice y señale cuales son las áreas protegidas, no podemos especular a la hora de tomar este tipo de decisiones. Las opiniones pueden ser muy diversas, se han realizado instancias, pero eso no ha quedado en nada, ya que mientras no exista un documento que lo acredite, no existe validez sobre qué zona es protegida y cual no lo es", finalizó. 5801

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

Radio elDía

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X