• La reunión se llevó a cabo este martes en la comuna de Monte Patria bajo las medidas sanitarias exigidas por el Minsal.
Crédito fotografía: 
Cedida
Con el motivo de generar propuestas concretas para mitigar los estragos de la sequía en la zona, dirigentes de gremios agricultores de hortalizas de El Palqui se reunieron este martes para plantear una asociatividad pública-privada en torno al consumo de agua y plasmar las realidad que viven cientos de familias campesinas.

La prolongada sequía que ha azotado a la región, ha mantenido en constante incertidumbre a cientos de familias dedicadas a la pequeña agricultura desde hace más de una década. Hoy las proyecciones en el rubro son preocupantes, ya que el recurso hídrico es cada vez más escaso.

Al respecto, este martes  el Sindicato de Trabajadores Independientes de Pequeños Agricultores de Valle  El Palqui  de la comuna de Monte Patria, junto a representantes agricultores de Santa Fe, Santa Rosa y El Palqui, además del encargado de la Oficina de Fomento Productivo, Fredy  Gálvez y Daniela Norambuena, de la Sociedad Agrícola del Norte (SAN), expresaron las problemáticas que hoy enfrenta el sistema de riego y el preocupante escenario que se proyecta para el cultivo del próximo año, además de los efectos de la uva de mesa y hortalizas.

“Se planteó la posibilidad de acercar a las grandes empresas que viven en el territorio, para que sepan las necesidades que tienen los pequeños agricultores”, Fidel Salinas, presidente Sindicato Pequeños Agricultores de Valle  El Palqui

Respecto a la frecuencia de regadío en la zona, el presidente del gremio de Valle El Palqui, Fidel Salinas, indicó que los agricultores evidenciaron una importante baja durante el último tiempo. “Si sigue bajando el caudal, no habrá opción de riego”, expresa.

Conciencia

Dentro de los puntos importantes que se trataron en la reunión, Salinas sostuvo que la solidaridad el empresariado es fundamental para poder combatir la sequía. “Se planteó la posibilidad de acercar a las grandes empresas que viven en el territorio, para que sepan las necesidades que tienen los pequeños agricultores. Una de las cosas que solicitamos a la Sociedad Agrícola de Norte, es que las grandes empresas puedan ser parte de la comunidad”, manifestó.

En el encuentro, desde la Oficina de Fomento Productivo del municipio, concluyeron que el eje principal para avanzar en la materia, es la buena organización de los productores, -especialmente de los más chicos- y “desarrollar con seriedad la asociatividad pública–privada para salir adelante”.

Finalmente Fidel Salinas, manifestó que el “Estado debe actuar con más rapidez y mejores recursos humanos y financieros, impulsando un plan de acción para evitar que se profundice la gravedad de estos problemas, que afectan por la larga sequía especialmente a las actividades agrícolas y ganaderas”.

La reunión se llevó a cabo bajo las medidas sanitarias correspondientes, para evitar nuevos contagios de covid-19. Los resultados de la jornada, serán trabajados para poder tener novedades en un próximo encuentro.

El peor año de sequía

En la localidad de El Palqui, catalogan este año como el más duro de todos, no solo por la crisis sanitaria que atraviesa el país y el mundo, sino que también porque ya se hace insostenible mantener los cultivos para los próximos meses.

Para Fidel Salinas, presidente del Sindicato de Trabajadores Independientes de pequeños agricultores de El Palqui, el panorama está complicado. “Son cuatro días del mes que dan agua desde el canal Cogotí, y el canal Semita está dando un litro por acción. Evidentemente quienes tienes más acciones se llevan la mayor cantidad de agua”, manifiesta.

Gran parte de los afectados, según comenta el dirigente, se encuentran en la parte baja de canal Cogotí. En ese sector, las napas ya no dan abasto y los cultivos de hortalizas comienzan a ser un imposible. Frente al pronóstico a corto plazo es categórico en señalar que “esta temporada saldrán raspando, en cuanto a la próxima, no van a poder sembrar”, declaró Salinas.

Jessica Carrizo, de la Agrupación de Agricultores “Sin Tierras” del sector de La Isla de Embalse de La Paloma, donde 70 familias se han visto afectadas durante años por la escasez hídrica afirma que “el año pasado llovió muy poco, este año fue peor y es muy poca el agua que hay. La napas subterráneas ya no están dando abasto (…) somos familias que trabajamos en la pequeña agricultura, no somos muchos, pero igual damos fuentes de trabajo, pero con esto, todo se complica, aún más con la pandemia.  No sé qué vamos a hacer para seguir sobreviviendo con la agricultura”, concluye.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día