• Los primeros 150 animales provenientes de la comuna de Illapel, ya se encuentran alimentando de los verdes pastos de la Región de Ñuble.
Crédito fotografía: 
Cedida
Desde este jueves, en un predio del SAG de la comuna de San Nicolás, en la Región de Ñuble, se encuentra ya la primera partida de bovinos que este miércoles partió desde Illapel rumbo al sur, con el objetivo de acceder a mejores condiciones de alimentación y así, contar con el agua y el forraje necesarios que aquí no tienen debido a la escasez hídrica.

Ya a estas horas, la primera partida de ganado bovino que partió desde Illapel rumbo al sur, se encuentra pastando sobre las 421 hectáreas de verdes praderas del fundo Bellavista, propiedad del Servicio Agrícola y Ganadero, SAG, ubicado en la comuna de San Nicolás, en la Región de Ñuble.

Esta acción se trata de una iniciativa conjunta organizada entre el Gobierno Regional, el Ministerio de Agricultura y los municipios de Illapel y Salamanca, que tiene por objeto el traslado de hasta 3.600 cabezas de ganado bovino a este fundo del SAG ubicado en el sur del país, con el objetivo de que éstas puedan acceder a mejores condiciones de alimentación y así, contar con el agua y el forraje necesarios que aquí no tienen debido a la sequía.

Así, los primeros 150 animales que ya están en Ñuble, corresponden a partidas originarias de las localidades de Tunga Norte y Doña Juana de la comuna de Illapel, quienes fueron transportados en una caravana de camiones a lo largo de más de 800 kilómetros, hasta llegar al predio, grupo al que prontamente se sumarán más animales de esa comuna y de la de Salamanca.

La “caravana de la vida” como le denominó a este viaje el alcalde de Illapel, Denis Cortés, estuvo liderado por él mismo, además de un equipo municipal a cargo de Exequiel Trigo, de la Dirección de Desarrollo Comunitario y Nadia Romero, veterinaria del programa Prodesal.

“Si a estos animales no se les buscaba una solución en un mes o en dos, terminaban muertos, y algunos incluso, en menos tiempo, pues hubo algunos que apenas llegaron acá, muy desnutridos. Esto tiene que ver también con apoyar la economía familiar de muchas familias, que viven solamente de la crianza de ganado”, señaló el edil.

Pese a todo, Denis Cortés, destacó que al menos, en este primer traslado, todos los animales lograron llegar relativamente bien, encontrándose con un verde campo que hace 15 años que no se utilizaba. Sobre el tiempo en que van a estar allí, el edil sostuvo que “van a ser prácticamente siete meses. Además, como nos ahorramos el flete, gracias a que Minera Los Pelambres nos aportó recursos para pagarlo, eso hizo viable el transporte”.

Auxilio para el ganado 

En tanto, quien se está haciendo cargo de la administración del terreno es la Gobernación del Choapa, el que “vía comodato, lo vamos a administrar como gobernación y también estamos supervisando que el transporte del ganado vaya en las mejores condiciones posibles. También, hemos apartado algunos animales que no están en las condiciones de viajar y la probabilidad de muerte era muy alta, así que estamos dando las mayores facilidades posibles”.

Por su parte, el director regional del SAG, Jorge Navarro, señaló que con estos traslados al sur, se busca que los animales puedan mejorar su condición física que se ha visto muy afectada por la falta de agua y alimentación adecuada.

“Por supuesto nosotros hemos puesto a todos nuestros funcionarios para cooperar en este traslado, principalmente entregando el respectivo formulario de movimiento animal para poder hacer este transporte lo antes posible hacia nuestro predio en el Ñuble”, afirmó.

Para el seremi de Agricultura en tanto, Rodrigo Ordenes, el traslado de los animales “lo hacemos por la preocupación que existe por su condición física en estos momentos, debido a la escasez hídrica, pues aquí ya no tenemos las praderas naturales que generalmente servían de alimento al ganado, y en ese sentido, se han realizado estas gestiones para de esta manera, poder ir abordando estas situaciones que son bastante complejas”.

¿Y después qué?

Una vez que los animales cumplan su periodo de pastoreo en el sur, y recuperen su condición física, surge la pregunta sobre el futuro del ganado.

Ante esa situación, el alcalde Denis Cortés entrega algunas luces.

“Hay personas que han decidido que una vez que los animales tomen el peso adecuado, los quieren vender. La mayoría ha tomado esa decisión, porque nada indica que el próximo año podría ser mejor que éste.  Yo creo que van volver muy pocos animales a la región, pero al final, eso es parte de las propias decisiones que tienen que tomar los agricultores”, aseguró.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

Radio elDía

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X