Crédito fotografía: 
Alejandro Pizarro
Un total de 1.833 unidades se vendieron durante el año pasado en la zona, marcando con ello, una importante recuperación respecto al año 2019, cuando sólo se comercializaron 1.470 motocicletas. Desde el gremio en tanto, proyectan un nuevo año positivo para la industria en la medida que la gente identifica a estos vehículos con características tales como rapidez y economía.

En un 24,6% aumentaron las ventas de motocicletas en la Región de Coquimbo durante el año 2020, según informó la Asociación Nacional de Importadores de Motocicletas, ANIM, entidad que agrupa al 73% de los actores de esta industria en el país. 

Es así como a nivel local, la región concentró la cuarta mayor demanda del país sumando ventas totales por 1.833 unidades entre enero y diciembre de 2020, lo que representa el 5,8% del total nacional. En cuanto a unidades vendidas, ello se tradujo en un aumento de 363 motos más respecto al año anterior (2019). 

El alza en las ventas de este medio de transporte fue celebrado en la industria, ya que se logra en un momento en que el país –así como el resto del mundo– se ha visto afectado por la pandemia de coronavirus, con fuertes repercusiones además, en el ámbito económico. 

“Para la industria es muy positivo entregar esta buena noticia, se trata de cifras superiores al año anterior, tiempo en el que no tuvimos una pandemia y contábamos con el stock suficiente para satisfacer las necesidades de los consumidores. En todos los mercados pudimos ver una importante contracción, situación que responde a la crisis social, de salud y económica de la cual nadie ha estado exento”, señaló al respecto, Cristian Reitze, presidente de la ANIM. 

Rapidez y economía 

A nivel local, en tanto, la lectura que se hace de este aumento tiene relación con un efecto inesperado que ha generado la pandemia: el delivery.

En efecto, el cierre de restaurantes, la reconversión de sus servicios a los pedidos a domicilio, y también la posibilidad que esta modalidad le ha entregado a numerosas personas cesantes o “reconvertidos” ante la crisis, ha puesto a la motocicleta como un vehículo ideal, que conjuga rapidez y economía.

Giovanni Costanzi, jefe de la sucursal de Tonino Motos, concesionario local de las marcas Yamaha, Honda y Suzuki entre otras, señala que durante el año pasado sus ventas aumentaron en casi un 100%, “sobre todo en lo que es el segmento de lo que se denomina motos de calle, producto de la modalidad delivery que se ha hecho muy fuerte últimamente”. Este segmento corresponde, básicamente, a motos de baja cilindrada, es decir desde los 125 hasta los 250 cc. 

“Hay gente que necesita abaratar costos en temas de traslado y bencina, y obviamente, la moto es el medio más económico que hay, en cuanto a rendimiento, consumo y mantención”, añade Costanzi, quien destaca que la mantención de una moto de baja cilindrada “se mueve en torno a los 30 o 40 mil pesos, versus un vehículo, cuyos costos de mantención parten desde los 100 o 150 mil pesos para arriba”. 

Los más vendidos

A nivel nacional en tanto, las cifras muestran que se comercializaron un total de 31.876 unidades, lo que significa un incremento del 2,7% en relación con 2019, cuando se vendieron 31.031 motos nuevas. Entre los periodos de mayor demanda se encuentran el primer mes del año con 3.073 modelos transados, mientras que los meses de agosto, septiembre y octubre presentaron ventas por 4.499, 4.665 y 3.596 unidades respectivamente, los mayores de 2020. 

Ahora, según los tipos de motos, se ratifica que el modelo urbano o “de calle”, fue sin duda, el preferido por los compradores con 27.042 unidades comercializadas, registrando un crecimiento de 3,8 % en comparación al año 2019, en el que se transaron 26.052. 

En tanto, al momento de hablar de compañías líderes, en la primera posición se sitúa Honda Motor de Chile S.A con 23,3% de participación. El segundo lugar es para Yamaimport S.A. con 22,2%. El tercer puesto es para Imoto S.A. con 15,2%. 

“El 84,8 % de las ventas totales correspondieron a motos de calle, de éstas el 64,7 % son vehículos de cilindradas entre 125 y 249 cc. Esto habla del fuerte posicionamiento de esta categoría como un medio para traslado y también como fuente laboral. Y según nuestro parecer esta tendencia llegó para quedarse”, complementó al respecto, el presidente de la ANIM, Cristian Reitze.

A nivel regional, desde Tonino Motos, el panorama se avizora alentador. “Yo creo que van a seguir avanzando bastante las ventas, al menos, por lo que se ha visto en estos meses de diciembre y enero”, señala Giovanni Costanzi. 

Ello, dice, porque a diferencia de lo que puede pensar mucha gente, los precios –incluyendo las marcas más reconocidas- se hayan en una situación muy conveniente.

“Por ejemplo, una Honda, una Yamaha o una Suzuki, no son más caras que una moto china. De hecho estamos a veces dentro de los 200 o 300 mil de diferencia entre una y otra. Eso no es mucho. Los precios de marcas como Honda están súper competitivos respecto al mercado en general. Es cosa de cotizar y ver que los precios convienen”, aseguró. 

 

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X