• La construcción es una pieza importante de la economía y en la región hay más de medio centenar de obras paralizadas por la pandemia, lo que influye en que esta sea la zona con más alto desempleo del país.
Crédito fotografía: 
Lautaro Carmona
Representantes de la Cámara Chilena de la Construcción buscan el apoyo del Consejo Regional para la reactivación económica del gremio, indicando que es necesario retomar las obras, tal como ha ocurrido en otras regiones como en el BioBio y Ñuble.

La  Cámara Chilena de la Construcción busca la reactivación de 51 obras que se encuentran paralizadas en la región  de Coquimbo debido a la pandemia.

Los dirigentes de este gremio han manifestado su inquietud por los efectos negativos que ha generado la situación en el empleo y en la economía regional.

Por lo tanto, creen que reiniciando estos proyectos sería beneficioso, especialmente en el empleo, pero esta reactivación no depende directamente de ellos y han buscado el apoyo del Consejo Regional, CORE.

Por esta razón sostuvieron una reunión con la presidenta de dicho cuerpo colegiado, Adriana Peñafiel y con el presidente de la comisión de Reactivación Económica del mismo organismo, Cristian Rondanelli, para plantear la necesidad de retomar las obras, tal como ha sucedido en otras regiones del país, como el BioBío y Ñuble.

“Hay una necesidad muy grande de poder generar fuentes laborales,  ellos (CCHC) han elaborado un protocolo de sanidad que les da muchas garantías”, Adriana Peñafiel, presidenta del Consejo Regional

Frente a esta complicada situación de la Cámara Chilena de la Construcción, con más de medio centenar de proyectos paralizados, el presidente de dicha entidad,  Sergio Quilodrán, sostuvo que los proyectos detenidos involucran una inversión cercana a los 5 millones de dólares y que generan trabajo para unas 9.000 personas de manera directa e indirecta.

Disposición de apoyo

Tras el encuentro, la presidenta del Consejo Regional, Adriana Peñafiel, precisó que desde ya existía una disposición a apoyar al gremio de la construcción, especialmente por  los altos índices de cesantía que afectan a la región, que en el trimestre móvil mayo – julio alcanzó un 16,1%, la más alta a nivel país.

Peñafiel sostuvo que la situación por la que está pasando la Cámara Chilena de la Construcción “los ha llevado a buscar diferentes formas de convocar a las autoridades para que se pueda levantar esta situación, dado que ellos también han realizado una importante inversión en materia de protocolos sanitarios”.

Peñafiel es partidaria de hacer fuerza común “para impulsar la reactivación y terminar con algunas de las barreras que impiden que se pueda empezar a trabajar en estas obras, inversión de empresas que forman el conglomerado de la CCHC”.

Consultada cómo el Consejo Regional podría ayudar a la Cámara Chilena de la Construcción en esta reactivación que ellos buscan, la presidenta del CORE mencionó que principalmente haciendo gestiones en los distintos niveles y ministerios para poder reactivar la región. “Hay una necesidad muy grande de poder generar fuentes laborales,  ellos han elaborado un protocolo de sanidad que les da muchas garantías y nos manifestaron que hay ejemplos de inicio de faenas con los protocolos que tienen de seguridad en la regiones de Ñuble y Bio Bío. Lo que ellos plantean es que aquí se ha continuado con trabajos de Obras Públicas, por ejemplo, el mismo caso nuestro con recursos (regionales) como es el caso del Consultorio Emilio Schaffhauser y el CDT, que ocupan también los protocolos sanitarios y no ha habido problemas. Entonces por qué se está haciendo esta distinción en que para uno sí y para otros no”.

Adriana Peñafiel consideró atendible los argumentos de la CCHC, por lo que acordaron, con el consejero Cristian Rondanelli, realizar las gestiones pertinentes ante el Ministerio de Hacienda, de Salud e incluso con el Presidente de la República, para consultar por qué en algunas partes se permiten obras y  no acá. También que hay decisiones muy centralistas que perjudican  a las regiones.

Por su parte, el consejero Cristian Rondanelli subrayó que así como se ha fomentado la reactivación económica a través de inversión pública, es necesario apuntar a que la inversión privada se siga desarrollando de manera normal. “No nos podemos dar el lujo hoy día, con la situación de desempleo que tiene nuestra región, tener obras paralizadas, eso no puede ser posible y en ese sentido, nosotros como autoridades de la Región de Coquimbo, debemos velar porque esto se lleve a cabo. Acá hay protocolos sanitarios que la CChC ha implementado a nivel país y donde nuestra región no ha estado ajena”, argumentó el consejero.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día