Crédito fotografía: 
Cedidas
La Tía Lorena y todos los personajes de Disney subieron al escenario para alegrar a los niños y niñas. Posteriormente fue el turno del Cuarteto de Viento de la Universidad de La Serena, quienes deleitaron al público con un repertorio musical de navidad.

Con un gran show musical y acompañado de cientos de niños, niñas y sus familias, este viernes, el alcalde de Coquimbo Marcelo Pereira, dió el vamos oficial a las actividades de fin de año, con el tradicional encendido del árbol de navidad en la Plaza de Armas de Coquimbo, una estructura de 18 metros de altura que durante todo el mes de diciembre iluminará el corazón de la ciudad.

En cuenta regresiva, pasadas las 21:00 horas, se iluminó el imponente pino navideño, que junto al Pesebre tamaño real instalado en el sector de la pileta de la Plaza, concita años a año el interés de habitantes y turistas que visitan el centro de Coquimbo.

Cuatro días demoraron los funcionarios de Departamento de Parques y Jardines del Municipio de Coquimbo en instalar el gigantesco pino, decorado con 550 guirnaldas articulables de 5 metros, 60 esferas rojas y doradas, 50 Copos de nieve led multicolor, 8 monos de nieve y 4 árboles luminosos, 40 peluches de 1 metros, 40 botas de tela y 10 set de cajas de regalo luminosas.

18 metros de altura tiene el árbol navideño de Coquimbo

“Estamos contentos que una vez más esta actividad haya sido un éxito, pudimos compartir desde muy temprano con todas las familias, agasajarlas con algo rico para comer y entregarles un lindo espectáculos especialmente  a los niños y niñas que con mucho entusiasmo acompañaron el encendido de nuestro árbol navideño”, indicó manifestó el alcalde Marcelo Pereira, quien además hizo un llamado a las familias porteñas a vivir estas fiesta en familia.

“Que esta sea una fecha de regocijo y de pasarla con los seres queridos. Mi deseo para todos los coquimbanos y coquimbanas es que el año 2019 sea de mucha alegría y felicidad”, detalló la autoridad.

 

Esperado encendido

Muy temprano comenzaron a llegar las familias que no querían perderse el espectáculo organizado por el Municipio de Coquimbo.

Fue el propio Alcalde quien entregó bolsas de golosinas, pan de pascua y chocolate caliente a todos los asistentes, pero la emoción de los más pequeños se vivió cuando el Viejito Pascuero llegó hasta la Plaza a recibir sus cartas, entregar dulces y fotografiarse con ellos.

Yuliana Rocco, quien llegó junto a su hermano a la actividad, señaló que “fue muy bonita la actividad, es la primera vez que vengo al encendido del árbol, siempre venía los días después, pero este año nos animamos con mi familia. El árbol es enorme y con las luces encendidas cambia mucho”, señaló.

María Ramírez,  vecina del sector Parte Alta, indicó que “fue una actividad excelente, sobre todo por los niños chicos porque ellos disfrutaron una noche de chocolatada y con hartos dulces, pero lo que más me gustó fue que el Alcalde se tomó su tiempo para estar con las gente, hacerlos felices y sonreír”.

 

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

Radio elDía

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X